Como en cualquier otro pastel temático para niños, el más difícil es el momento